Reparar un iPad: No sólo cambio de cristal.

La rotura del cristal del iPad es una de las averías más comunes entre este tipo de dispositivos. A la hora de buscar soluciones tenemos dos opciones, pero sólo una de ellas es económicamente viable: Buscar un servicio privado de reparación. La otra alternativa es la marca oficial.

Si nos decantamos por un servicio de reparación, a la hora de realizar la selección, no sólo debemos de considerar el precio del servicio, sino la calidad de la reparación y la experiencia de sus usuarios. Debemos darnos cuenta que pasaremos horas y horas  con el dispositivo en nuestras manos y delante de nuestros ojos. Los usuarios de Apple,  además de urgencia y economía, buscan que su mimado dispositivo haga un viaje en el tiempo, es decir, que quede como antes de la maldita caída. La reparación no sólo consta de cambiar el cristal, sino de “limpiar” los signos del golpe en la carcasa de aluminio. Si estos pequeños golpes no son reparados, correremos el riesgo de que el cristal sufra una rotura espontánea, sin aparente golpe o mal uso.

Golpe típico en una de las esquinas del iPad.

Golpe típico en una de las esquinas del iPad.

 

En iPhoneHospital reparamos los golpes de todas las esquinas dañadas, asegurándonos que todos los elementos internos del iPad están en perfectas condiciones,  y nos aseguramos de que el nuevo cristal asiente a la perfección en la carcasa.

 

Foto del un iPad Antes  y  Despúes de la reparación en iphonehospital.es/blog (sin cambio de carcasa)

Foto del un iPad Antes y Despúes de la reparación en iphonehospital.es/blog (sin cambio de carcasa)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.